¿Cómo refinanciar mis deudas?

Reunificación de deudas

¿No puedes pagar tus deudas? Son muchas las ocasiones en las que los compromisos financieros adquiridos pueden llegar a poner en jaque nuestras finanzas personales y familiares. Existen algunas soluciones que se pueden aplicar para evitar caer en situación de impago y terminar incluido en ficheros de morosidad, con el correspondiente daño en el historial crediticio.

La refinanciación de deudas, también conocida como reunificación de deudas, es una de las soluciones más adecuadas para solventar la situación. El procedimiento se refiere a la agrupación de todas las deudas existentes, hipotecas y compromisos adquiridos en un solo pago mensual, cuya cuantía será considerablemente inferior al conjunto de pequeñas deudas aisladas.

Al refinanciar deudas se reduce la cantidad de dinero pagada mensualmente así como el monto de los intereses debido a que se incrementa el plazo de amortización de la deuda y, por tanto, el coste final de los intereses. No obstante, es la opción perfecta para oxigenar la economía personal y regresar a un punto más saludable.

¿Cuáles son los requisitos para optar a refinanciar las deudas?

A pesar de que muchas instituciones financieras se encuentran abiertas al proceso de refinanciación, especialmente tratándose de clientes que han presentado un buen comportamiento de pago a lo largo del tiempo, existe una serie de requisitos básicos para garantizar el acceso a este sistema, entre los cuales destacan:

  • Se debe aceptar la reunificación de todas las deudas. No es posible escoger algunas sí y otras no, se debe reagrupar todos los préstamos y créditos de consumo adquiridos hasta el momento, todo bajo la misma hipoteca.
  • Además, la cuantía de esta nueva hipoteca no debe superar en ningún caso el 80% del valor de la propiedad hipotecada. Del mismo modo, es bastante usual que las instituciones financieras soliciten los mismos requisitos necesarios para la aprobación de cualquier hipoteca, como una fuente constante y demostrable de ingresos, junto a un aval.

¿Cómo se desarrolla todo el procedimiento de refinanciar deudas?

Todo el procedimiento para reagrupar o refinanciar deudas se encuentra estipulado en la ley de segunda oportunidad o Ley 25/2015, de 28 de julio, un mecanismo que vuelve posible la reducción de las cargas financieras y otras medidas de orden social, entre las cuales se encuentra la reagrupación de deudas.

El procedimiento de refinanciación de deudas puede variar según el banco o la institución financiera elegida, pero en la mayoría de las ocasiones, suele consistir en lo siguiente:

  1. Selección de la institución financiera para solicitar la refinanciación de deuda.
  2. Análisis de la situación financiera del solicitante y, en caso de ser viable, la presentación de las nuevas condiciones de financiamiento ofrecidas por la institución financiera.
  3. Concretada la operación, los préstamos anteriores quedarán saldados. El nuevo importe mensual a cancelar para amortización de deuda e intereses será fijado en base al nivel de ingresos mensuales del solicitante.
  4. Para finalizar, es preciso que la persona cumpla con los compromisos asumidos dentro de los plazos establecidos, evitando caer en situación de impago, de lo contrario se corre el riesgo de terminar destruyendo el historial crediticio.

Puedes encontrar más información en la página del comparador money24.es, donde se comparan ofertas de préstamos para refinanciar deudas y se habla de la ley de segunda oportunidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.