Álvarez Cascos dimite como vicepresidente de Foro y atiza a la presidenta Carmen Moriyón

Foro considera que la inversión en los próximos presupuestos es insuficiente

Continúa el cisma en la dirección de Foro. Después de los resultados del 10-N, en las que el partido logró el escaño para Isidro Fernández Oblanca para el Congreso, las tensiones siguen sin desaparecer. Los principales contendientes son la presidenta Carmen Moriyón y el fundador del partido, Francisco Álvarez Cascos. Este último ha renunciado a la vicepresidencia por medio de una carta en la que atiza a su líder y propone tomar un nuevo rumbo.

Cascos deja escrito que el motivo de su renuncia es “el quebranto de la confianza que deposité en el proyecto político encabezado por ti”, y cita directamente “actividades, declaraciones e iniciativas” que vienen sucediendo desde el pasado mes de mayo.

“No deseo permanecer dando una falsa apariencia de refrendo de los comportamientos de quienes ejercen o desatienden los que tienen atribuidos”, explica el que fuera ministro del Partido Popular.

“La debacle electoral de las autonómicas que nos condujo a la pérdida de grupo parlamentario en la Junta General es el resultado, en buena parte, de las equivocaciones cometidas en el desarrollo de la campaña, que sintetizo en que se caracterizó por un largo kilometraje y un corto mensaje”, critica el ya exvicepresidente del Foro.

Aunque Cascos asume que Moriyón era la “mejor candidata posible”, recuerda que los suyos son “los peores resultados históricos de Foro”.

Mala digestión de los resultados

Tanto la campaña como los propios resultados del 10-N, provocaron discrepancias en la dirección. Aunque el hecho diferencial fue la gestión del mandato de sus votantes. “En lugar de analizar los resultados, te limitaste a tomar una decisión insólita, renunciar al escaño parlamentario, defraudando el mandato sagrado de los 35.000 votantes de Foro, pero permaneciendo en la presidencia del partido sin justificación coherente”, dice.

La presidente propuso unos nombramientos que, a juicio de Cascos, “conducen a alterar la representación política y territorial del equipo elegido en la lista cerrada del II Congreso”. Por último, el político llama a la reflexión “para enderezar el rumbo de Foro”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.